¿Qué hacer si tengo amianto en mi hogar?

El amianto ha sido uno de los materiales habituales en la construcción de una gran cantidad de hogares madrileños durante muchos años. Motivados por su bajo precio y su buen poder aislante, el amianto se convirtió en uno de los materiales más populares de la época. Con el tiempo, se conoció que el amianto era perjudicial para la salud y, desde 2002, está prohibido su uso en la construcción. Sin embargo, algunas de las viviendas antiguas que fueron construidas con anterioridad a los años 80, tienen todavía ese amianto en su interior con total seguridad. El amianto es muy perjudicial para la salud, por lo que si tu casa se construyó durante esos años, deberías de contratar una empresa que se encargue de la retirada de amianto en Madrid.

¿Qué hacer si tengo amianto en mi hogar?

Los efectos perjudiciales del amianto

El amianto causa problemas de salud a través de la inhalación de sus fibras. Debido a las propiedades con las que cuenta, puede permanecer en suspensión durante el tiempo suficiente como para que este suponga un peligro respiratorio. Cuando se lleva a cabo algún derribo una obra en una vivienda antigua, es habitual ver a los trabajadores con mascarillas especiales para evitar la respiración de este amianto. Esta es una de las razones que nos invita a pensar que para acabar con este amianto es importante contar con una empresa especializada en este tipo de tareas.

A pesar de que tengas muy claro donde se encuentra el amianto en tu casa, que desde luego es arduo complicado para alguien que no sepa de la materia, el peligro de inhalación que supone al retirarlo nos indica que lo mejor es que se encarguen los profesionales especializados. Las enfermedades que puede causar la respiración de este amianto son varias. Desde cáncer de pulmón hasta mesotelioma maligno o asbestosis.

¿Por qué contar con profesionales para retirar el amianto?

En Madrid Amianto cuentan con todo el equipo necesario para llevar a cabo la eliminación del amianto de forma segura. Estamos ante un problema que, por desgracia, resulta invisible al ojo humano, por lo que es importante asegurarse bien de que se encuentra retirado, antes de estar en la vivienda con el consabido riesgo que supone esta exposición al amianto.

Una empresa especializada será capaz de encontrar dicho amianto y, por supuesto, de retirarlo con total seguridad. Cuando se trata de algo tan peligroso como esto, siempre es recomendado que sean profesionales cualificados los que lleven a cabo esta tarea. El amianto puede encontrarse en las placas de fibrocemento, en las tuberías y canales o también en otros lugares como en el aislante en polvo que se utiliza en algunos hornos o centrifugadoras.

Como su uso hoy en día se encuentra prohibido, si compras un electrodoméstico nuevo o una nueva vivienda, no tendrás que preocuparte de este problema. Sin embargo, si que es importante no dejarlo pasar y darle la importancia que se merece de cara a acabar con este peligro en aquellas viviendas más antiguas, tanto por tu seguridad, como por la de todos con los que convivas.

Contenidos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *